Muere el perro que asistía a diario a misa en busca de su dueña fallecida

Tommy en la iglesia de San Donaci. // Foto: nacionarte.itHa muerto Tommy, el perro pastor alemán que acudía a diario a una iglesia de Italia en busca de su dueña difunta. Lo confirmó el pasado 14 de febrero Sebastián Mapelli, el hijo de la anciana fallecida quien escribió en su cuenta de Facebook que “Lamentablemente tengo que dar a todos una triste noticia: Tommy ya no está con nosotros”.

Tras la muerte de la dueña, a la que acompañaba a diario a la iglesia de San Donaci (en la sureña provincia de Bríndis), el perro cogió la costumbre de acudir al templo cada vez que repicaban las campanas o veía llegar un coche fúnebre. Tommy esperaba paciente en la puerta, pero desde que un día el párroco le permitió quedarse dentro, el perro no dejó de participar en bodas, bautizos y funerales.

El fiel Tommy fue adoptado por toda la comunidad de San Donaci y, en particular, por el párroco Donato Panna, que le permitía permanecer en la Iglesia durante la misa e incluso le habilitó un espacio para que no pasara a la intemperie el resto de la jornada.

Tommy era un perro vagabundo que la dueña adoptó; ahora que quedó solo, todo el pueblo lo protege, lo alimenta y acaricia como emblema de fidelidad.

Esta historia recuerda a la del perro Hachiko, una conmovedora película que ha cautivado a muchas personas y que muestra cuán fuerte puede ser el vínculo entre un perro y su amo.

Fuente: RT.